jueves, 11 de julio de 2013

Este jueves: historia detrás de las pinceladas


He vuelto a pintarte. Porque de esa manera te mantengo viva, respirando conmigo. He escalado montañas para encontrarte en las nubes, para sentir a Dios susurrando tu nombre. Después de viajar por mares y tierras desconocidas, después de las derrotas, los triunfos, el sexo con seso, y labios de aceite sobre los míos, por fin puedo decir con orgullo que he sabido pintarte. No ha sido fácil. Tu recuerdo se ha desdibujado como lo ha hecho mi viejo pincel en ese vaso medio lleno de agua manchada de pintura. 
En los años remotos de mi juventud, tú estabas allí, con tu piel de cera, abriéndote ante mí, virgen e inexperta. Con ese deseo palpitando en tu cuerpo, pidiéndome que algún día te pintase. Amabas mis manos, decías, mi forma de dibujar el mundo, el dolor, las penurias, la felicidad. Amabas mi alma, la deseabas para ti. Antes de dejarte ir, te permití dormitar sobre mi pecho. Acaricié entonces tus párpados cansados, tu cabellera de rizado oleaje, tu cuello suave.

Detrás de las pinceladas vislumbro el secreto de tu partida.


He vuelto pero tú te has enterrado. En el eco de esta casa que se hace más grande grito tu nombre y entonces es tu retrato pintado el que me responde. 

16 comentarios:

  1. Ayyy Sara, yo le llamo a esto resurreción de una imagen, porque le has dado tanta vida con las palabras, que el cuadro en si se ve de otra manera después de leerte. Me ha gustado mucho, me ha encantado.

    Un beso guapa

    ResponderEliminar
  2. Sentimientos que se congregan en la punta del pincel y se humedecen en los tintes de la memoria.
    Precioso escrito que bien acompañan la pintura.
    Besos!
    Gaby*

    ResponderEliminar
  3. Ya no es una pintura, bellisima por cierto, es una historia de vidas, puro sentimiento. Me ha gustado mucho cada imagen hecha palabra.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Sarah, vengo de la mano de San, que me pasó el dato que habías decidido sumarte a nuestro encuentro juevero de esta semana. Desde ya te doy una calurosa bienvenida y te agradezco por sumarte con este bello relato surgido de una pintura tan mágica como la que has elegido de Klimt -pintor que está entre mis favoritos-
      Ya te he agregado a nuestra lista de jueveros y te comento que para no quedarse fuera, cada quien debe pasar por el blog anfitrión -ésta semana es el mío- y dejar allí el link de su post, de esa manera todos los interesados recorren el listado para leer y comentar todos los aportes de la semana.
      Te agradezco nuevamente por tu participación y quedas invitada para las próximas!
      Un abrazo.

      Eliminar
  4. upssssss...me equivoqué y dejé mi comentario en "responder" en lugar de dejarlo en "comentar" ejjeej

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Neogéminis gracias por tus maravillosas palabras. El placer es mío, la verdad es que estoy contenta por participar junto a vosotros.

      Eliminar
  5. Me alegro de haber venido a dar la última ojeada a los jueves y haberte encontrado.
    Me ha gustado lo que escribes y cómo lo escribes. ¿has `participado en otros jueves?, creo que no te había leído ¿o sí?, no sé.
    Me quedo por tu blog para leerte despacio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Tracy ante todo gracias por tus palabras :) llevo poco tiempo participando pero la primera vez que lo hice lo publiqué, escribí el de los secretos. Me decanté por la foto de los niños en blanco y negro. Lo tengo más abajo escrito jeje. Gracias Tracy, voy a buscarte también para leerte. Un placer conocerte :)

      Eliminar
  6. Qué hermosa y triste historia le has dado a esta pintura.
    Un gusto leerte y disfrutar de tan bella imagen acompañada de tus letras.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Hola Sarah, espero que disfrutes de nuestra Asamblea de palabras. Bonito blog el tuyo, bonitos textos. Poética presentación de ti misma. Esperamos que sigas escribiendo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por vuestra acogida Francisco :) y gracias por tus palabras. Un abrazo.

      Eliminar
  8. Qué bonito el relato, aunque con un triste final...aunque al menos le quedará su pintura junto con sus recuerdos.

    ResponderEliminar
  9. Unas aficiones loables y un texto de presentación el tuyo digno de la mejor escritora.
    Saludos.

    ResponderEliminar